Nuevo récord de producción eólica en España


Se ha producido un nuevo récord de producción de energía eólica en España. Es una buena noticia para el medio ambiente. Pero no hay que dormirse en los laureles. Ojalá el récord sea superado en breve.

La producción de energía eólica alcanzó el día 18 de abril de 2012 nuevos máximos de potencia instantánea, energía horaria y energía diaria. El máximo de potencia instantánea se registró a las 16,41 horas con 16.636 MW, lo que supone un incremento de un 11,2% respecto al máximo anterior, que se situó en 14.962 MW, el 9 de noviembre del 2010.

Por otra parte, se registró un nuevo máximo de producción horaria, que llegó hasta los 16.455 MWh entre las 17 y las 18 horas, con un incremento del 11,5% frente al máximo anterior, que fue de 14.752 MWh el 9 de noviembre del 2010. Así mismo, se alcanzó el máximo de energía eólica diaria con 334.850 MWh, frente a los 315.258 MWh del 9 de noviembre del 2010. Este máximo supone un incremento del 6,2%.

El centro de control de energías renovables ha contribuido a establecer un nuevo récord de cobertura de la demanda con energía eólica, cuando en la madrugada del día 19, a la 1,37 horas, el 61,06% de la demanda peninsular (24.384 MW) se ha cubierto con esta generación (14.889 MW), superando el máximo anterior de 60,46% registrado el pasado 16 de abril, a las 3.48 horas. Mucho más de la mitad de la electricidad que se consumía en España se generaba gracias a la energía del viento. Eso sí, en horas de madrugada, cuando la demanda no es tan alta. Aun así, es una buena noticia.

Los máximos que se han producido reflejan la capacidad de la red para la integración segura de energías renovables y se convierten en un ejemplo mundial en el transporte y operación del sistema eléctrico.

Durante ese fin de semana, la empresa que gestiona el sistema eléctrico dio consignas de producción eólica máxima integrable que fueron, en determinadas horas, desde los 11.000 MW a los 14.979 MW, unas restricciones técnicas que tuvieron una muy pequeña repercusión en la producción eólica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *