Vertido de miles de litros de queroseno en Galicia


Los vertidos de hidrocarburos no sólo ocurren en el mar. También tierra adentro. En la provincia gallega de La Coruña se han vertido 33.000 litros de queroseno que han llegado a la Ría de O Burgo. Este accidente hace inevitable recordar el desastre del Prestige, el mayor desastre medioambiental en toda la historia de España. (¿Alguien ha pagado por aquello?)

El queroseno procedía de un camión-cisterna estacionado en una gasolinera ubicada en la AP-9. Los Bomberos de Arteixo han logrado contener entre 3.000 y 4.000 litros, que trasvasarán en las próximas horas a un camión cisterna. El queroseno es el combustible que se usa para que vuelen los aviones.

El vertido comenzó a la una de la madrugada, pero el conductor del camión cisterna no se dio cuenta del desastre hasta las ocho de la mañana. El queroseno ha llegado al río Pelamios y a la ría de O Burgo.

El alcalde de A Coruña, Carlos Negreira, ha manifestado que la Xunta de Galicia es la “competente en este caso”. Negreira también ha destacado la colaboración de todas las administraciones implicadas. Pero, aun con todas esas administraciones, toda su competencia y todas las declaraciones vacías a las que nos tienen acostumbrado los políticos, el vertido ha ocurrido y ahora es demasiado tarde.

Otra visión más pesimista es la de Manuel Cao, patrón mayor de la Cofradía de Pescadores de A Coruña, que prevé que muchos molusco mueran a causa del vertido. El desastre se ha producido precisamente cuando van a empezar la campaña de marisqueo a flote y la de marisqueo a pie.

Cuando se produce un vertido, tiene difícil solución. La contaminación, a pesar de los esfuerzos, perjudicará al medio ambiente durante meses, cuando no años. La única solución es la prevención: la apuesta por las renovables y la paulatina desaparición de los combustibles fósiles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *