Gran desarrollo de la eólica en Brasil


La brasileña Renova Energia, con la inversión de Light y de Cemig en el sector eólico, pretende colocar en operaciones hasta julio sus primeros catorce parques, con un total de 293,6 MW de capacidad, en Caetité, Bahía. Esto supondrá una inversión de 1.200 millones de reales brasileños. La compañía planea invertir un total de 4.400 millones hasta 2015.

Según el nuevo director presidente de la empresa, Mathias Becker, ocho parques están terminados, y otros seis se encuentran con un 70% de las obras ya acabadas. Sin embargo, los proyectos aún no proveerán energía al Sistema Interconectado Nacional (SIN) porque no se terminó el sistema de transmisión que los conecta a dicha red. El sistema, que pertenece a Chesf, subsidiaria de Eletrobras, estará listo en el segundo semestre de este 2012.

De acuerdo con las reglas del sector eléctrico, Renova Energia recibirá a partir de julio la remuneración por la producción de energía de los parques de 178,4 millones de reales al año por haber concluido las obras.

La empresa negoció una media de 127 MW de energía de los proyectos en la primera subasta eólica, celebrada en 2009, por el precio de 160,39 reales por MWh. Se ha producido una reestructuración de la gestión de la compañía. El cambio estaba previsto en el acuerdo de accionistas firmado en agosto de 2011.

Con la alteración, los socios fundadores de Renova, Renato Amaral y Ricardo Delneri, pasaron a integrar el consejo de administración. Otros socios son los fondos Infrabrasil (17,9%), Fip Caixa Ambiental (7,20%) y Fip Santa Bárbara (6,5%), y el Santander (2,8%).

Responsable por el diseño del nuevo modelo de administración de Renova, Becker sostiene que el sector eólico está pasando por un proceso de consolidación, tras el cual, no harán falta tantos grupos inversores. Es el momento de invertir en eólica en Brasil.

Sólo habrá entre cinco y siete grandes empresas en el mercado de energía eólica en Brasil”. Renova inscribió 211 MW de potencia en proyectos eólicos para la próxima subasta de energía del tipo A-3 (con inicio de provisión de energía tres años después de la subasta). La compañía posee todavía 8.700 MW en proyectos en desarrollo, desde la etapa de arrendamiento de tierras hasta la homologación por la Agencia Nacional de Energía Eléctrica (Aneel). El monto supera la capacidad instalada de la central de Tucuruví, en Pará, de 8.370 MW.

A partir de agosto la empresa comenzará la construcción de quince parques eólicos, con los que se producirán unos 375 MW, que entraría en operación en 2013 o 2014.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *