Nuevo récord en eficiencia energética en celdas solares de óxido de titanio

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0

energia-fotovoltaica
Conseguir que las energías renovables sean más eficientes es uno de los retos y objetivos en los que se trabaja en muchas empresas del sector y también en grupos de investigación de diferentes universidades e institutos. Un sector en el que ahora se acaba de producir un nuevo avance. Y es que se ha conseguido mejorar la eficiencia en las celdas solares de óxido de titanio, alcanzando un nivel récord, al menos, hasta el momento.

Más eficiencia

Las células solares de óxido de titanio ya son más eficientes. En concreto, una nueva investigación ha permitido que su eficiencia se sitúe en el 8,75%, siendo la más alta que se ha conseguido hasta la actualidad en este tipo de celdas solares, ya que hasta el momento solo se había conseguido tener celdas con un nivel de eficiencia del 6,6%.

Esta mayor eficiencia se ha conseguido con el desarrollo de una tecnología, que se caracteriza por preparar óxidos de titanio activos bajo la luz visible para que se apliquen en fotocatálisis y celdas solares.

Estos materiales se han incorporado en los electrodos de las celdas solares, que contienen compuestos que son sensibles a luz y cuyos electrodos se preparan por tratamiento térmico de baja temperatura. Además, otra de las claves de este desarrollo es la capa del nuevo material híbrido sobre un electrodo con una mezcla de titania comercial P25 Degussa y nanopartículas de titanio.

energia-fotovoltaica

Ventajas

Una de las principales ventajas que se consigue con este desarrollo es, evidentemente, la mayor eficiencia, además de permitir que estas celdas solares sean una alternativa a las tradicionales de silicio, ya que tienen un menor coste y son más fáciles de procesar y de reciclar.

Estas celdas, que son también más versátiles, pretenden sustituir los sustratos de vidrio por otros flexibles de plástico y de peso ligero, que además tienen la particularidad de que se doblan, son imprimibles y presentan una gran capacidad de adaptación a cualquier superficie.

Incluso, sería posible que operasen como unidades de generación de energía a pequeña escala para el interior de edificios para, por ejemplo, iluminación. Esta utilidad sería extrapolable al exterior para tejas de un edificio, entre otras posibilidades.

El proyecto

Esta investigación ha sido realizada por un equipo de investigadores de la Universidad de La Rioja y de la Universidad de Alicante, así como del Instituto Madrileño de Estudios Avanzados (IMDEA Materiales). La tecnología desarrollada se ha patentado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *