Combinar solar y biomasa para 24 horas de energía


La mezcla de más de una energía renovable es una de las soluciones que se plantean para paliar el problema de que algunas de las fuentes de energía limpia no estén siempre disponibles. La inauguración, a principios de año, de la planta experimental termosolar de Aora Solar, en la Plataforma Solar de Almería (PSA), supone una paso más en este desarrollo de instalaciones híbridas.

Alemania, Israel, Tailandia y Brasil desarrollan iniciativas similares en las que se combina la energía solar con la procedente de otras fuentes renovables, como la biomasa o el biogás. El objetivo es claro: garantizar la producción de energía durante las 24 horas del día. Pero, además, obtener la energía desde plantas pequeñas y descentralizadas. Solarlite y Sialsol, en Badajoz, construyen otra híbrida termosolar-biomasa en España. ¿Puede ser esta mezcla la más provechosa a corto plazo?

La compañía alemana Solarlite es una de las pioneras en el subsector de las plantas híbridas termosolar-biomasa. Esta empresa y Sialsol desarrollarán la planta de Badajoz. Así mismo, impulsa el proyecto Tresert, una planta de trigeneración situada en la School of Renewable Energy Technology (SERT) de la Universidad de Naresuan, en Phitsanulok, Tailandia, El proyecto muestra cómo la tecnología permite proporcionar un suministro descentralizado de energía eléctrica, calefacción y refrigeración en zonas rurales del sudeste asiático. La mayoría de este tipo de plantas se encuentra aún en fase de experimentación. Se necesitan, pues, subvenciones y ayudas públicas para garantizar su viabilidad.

Solarlite cuenta, desde 2007, con una planta en Woltow (Alemania), con un campo de nueve colectores cilindro-parabólicos de 25 metros hibridados con una central de biomasa en una piscifactoría. En el caso de la planta de Tailandia, de 500 kW térmicos y 50 kW eléctricos, colabora el Ministerio de Medio Ambiente, Conservación de la Naturaleza y Seguridad Nuclear de Alemania.

La planta de Aora Solar en la PSA (170 kW térmicos y 100 kW eléctricos) ha llegado a un acuerdo de colaboración con el centro de investigación para evaluar el sistema, determinar sus parámetros de rendimiento y funcionamiento, y definir posibles mejoras en todos sus componentes. La tecnología de Aora Solar, denominada Tulip hybrid system, funciona en una instalación situada en Kibbutz Samar, en Israel, que, como la de Almería, admite biogás, biodiésel y gas natural como combustibles complementarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *