Canarias apuesta por las energías renovables


Cuando la energía eólica comenzó a desarrollarse en España, tres regiones fueron las pioneras ya que eran zonas ventosas: Tafira (en Cádiz), La Muela (en Zaragoza) y las Islas Canarias. En estos lugares se levantaron los primerso parques eólicos. Sin embargo, según el director técnico de la Asociación Empresarial Eólica (AEE), Alberto Ceña, la energía eólica en Canarias se está desaprovechando debido a la carga administrativa que necesitan los proyectos.

Pero el actual gobierno regional quiere dar otro impulso al desarrollo de la energía eólica. Para ello, el viceconsejero de Industria y Energía del Gobierno canario, Juan Pedro Sánchez, promete agilizar los trámites para ubicar los parques eólicos, pero también pidió a los ayuntamientos facilidad para la instalación de las infraestructuras necesarias. Entre otros proyectos, se encuentra una central hidroeléctrica en la isla de El Hierro para convertirla en una isla autoabastecida de energía gracias a las energías renovables.

Por su parte, el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria prevé instalar en 2011 cinco molinos de energía minieólica en distintos puntos de la ciudad. Para los responsables del proyecto es una forma de dar ejemplo en la apuesta por las energías renovables, además de ser una fuente de negocio y empleo.

La capital grancanaria ha ganado, por éste y otros motivos, el primer premio de la III Edición del Premio a las Buenas Prácticas Locales por el Clima, categoría de Energía, convocado por la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP). Desde el ayuntamiento esperan poder presentar la ordenanza municipal a la asociación de productores y promotores de energía eólica de España entre el mes de diciembre y el de enero.

La energía minieólica son pequeños generadores de baja potencia (una potencia de 100 kilowatios como máximo) que aprovechan el viento en zonas propicias, como la del Monumento al Atlante en la costa norte de la isla, Las Coloradas, en las inmediaciones del Centro Comercial Las Arenas, la Fuente Luminosa y en el Edificio Metropol. Es importante señalar que este tipo de energía se debe ubicar en el lugar donde se vaya a consumir.

El presupuesto de dichos molinos asciende a 193.000 euros de financiación estatal. Desde el ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria se promete, además, cuidar la estética del proyecto para que se integre en el entorno urbano. La localidad se puede convertir en la primera ciudad española que disponga de una ordenanza que trate la energía minieólica.

Se espera ahorrar más de 194.126 euros anuales en el gasto energético municipal, debido también a la sustitución de las antiguas bombillas por otras de tipo led en los 8.000 semáforos de la ciudad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *