Células solares más eficientes

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


Uno de los mayores problemas de la energía solar es su baja eficiencia. Dicho de otro modo, su alto coste. La tecnología que permite producir energía gracias a la luz del sol aún es cara. Sin embargo, se está mejorando cada vez más y a pasos agigantados y pronto llegará el día en que el coste por megavatio producido sea mucho más rentable que la tarifa electrica habitual.

En especial, se investiga en la mejora de las células solares, ya que suponen la parte más cara de los componenetes de los paneles solares. La tecnología actual sólo puede convertir una fracción de la luz solar recibida en electricidad. Es decir, que es una tecnología ineficiente. Esto se traduce en que los fabricantes de paneles solares deben utilizar varias caras con células solares para que sea rentable su fabricación. Pero la empresa HyperSolar está desarrollando una tecnología innovadora que aumentará enormemente la potencia de salida de las células solares.

La base para aumentar la eficiencia en la energía solar es usada desde hace siglos: a través de lentes que concentran los rayos del sol y su energía en un punto. Basándose en esta premisa, HyperSolar ha inventado el primer concentrador solar del mundo que es una lámina delgada y plana y que se puede colocar directamente en la parte superior de las células solares que ya se fabrican en la actualidad.

En definitiva, una lámina que concentra la energía solar y que se fabrica a un bajo coste. Esto permite que las células solares produzcan mucha más energía.

Además, HyperSolar ha tenido en cuenta los diferentes materiales con los que se pueden elaborar las células solares. Éstas pueden ser las tradicionales de silicio, que pueden aumentar un poco su capacidad de producción de energía, o las células de alta eficiencia hechas con arseniuro de galio, que pueden aumentar enormemente los niveles de producción de energía. HyperSolar fabricará distintas versiones de su tecnología para que se adapten a toda la gama de células solares.

La base del funcionamiento de la nueva lámina solar son unos microconcentradores, pequeños y altamente eficientes, que recogen la luz solar durante todo el día sin necesidad de costosos y complicados mecanismos para el seguimiento del sol. Además, es capaz de dividir el haz de luz para distribuirlo a diferentes células solares.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *