China, primera potencia mundial en energía eólica


Si ya hemos comentado que Argentina ha superado al resto de países, incluido Estados Unidos, en la cantidad de energía producida con biomasa, esta vez hablamos de China, que se ha convertido, en 2010, en la mayor potencia en energía eólica del mundo, también superando a Estados Unidos, que parece que está quedando atrás en el desarrollo del potencial de energías verdes.

Al menos, así lo afirman los responsables de la industria de energías renovables del país asiático. Según éstos, en el recién acabado 2010, China se convirtió en el país con la mayor capacidad de energía eólica instalada en el mundo, tras incrementar su capacidad en unos 16 GW, lo cual supone un crecimiento del 62% con respecto al año anterior.

Así, actualmente China cuenta con una capacidad eólica total instalada de 41,8 GW. Con esta cifra supera la capacidad de Estados Unidos y se convierte en el líder mundial en este tipo de energía limpia y renovable. China, por tanto, se ha tomado muy serio su política de desarrollo de energías renovables con el objetivo de reducir sus enormes emisiones de dióxido de carbono a la atmósfera. Este plan político comenzó en 2005, cuando se promulgó una ley sobre energías limpias.

En noviembre de 2010, cuando se aprobó el último Plan Quinquenal, esto es, la política económica del país hasta 2015, el desarrollo del sector de las renovables cobró aún más importancia. China está valorando la posibilidad de invertir 758 millones de dólares (más de 550 millones de euros) para incentivar esta industria.

El beneficio (para todo el mundo) es que se van a dejar de quemar 31,3 millones de toneladas métricas de carbón al año, reduciendo las emisiones de dióxido de carbono en 90 millones de toneladas. Pero es que esto no ha acabado. Dentro de un año, la capacidad de producir energía eólica aumentará hasta los 55 GW, según las previsiones del Gobierno chino.

Además, China está más cerca de conseguir su independencia energética. El país asiático, debido a su enorme crecimiento económico, sigue siendo muy dependiente de las importaciones energéticas. Así que la inversión en energías renovables asegura el futuro para desarrollo económico, eliminando la dependencia energética de otros países. La previsión es que, en 2015, China alcance los 100 GW de potencia eólica instalada y el doble en 2020. Una lección para el resto del mundo.

1 comentario

  1. Me parece estupendo : Que lastima que los medios de comunicacion occidental (Arte,Euronews,cnn….etc) esten mas preocupados por desprestigiar los logros de paises en vias de desarrollo y concentrar sus analisis en mostrar la miseria y problemas y ningun logro de estos paises…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *