Así son los transbordadores eléctricos que sustituyen a los ferris diésel

ferry
Las soluciones sostenibles se siguen abriendo paso en el sector del transporte. En este caso, a los ferris de diésel. Ámsterdam ha comenzado a sustituirlos por transbordadores eléctricos. La empresa de transporte público de esta ciudad (GVB) se ha marcado el objetivo de tener una flota sin diésel para lo que va a sustituirla por estos trasbordadores de forma progresiva hasta el año 2023. Al funcionar con electricidad, no se emitirán partículas de dióxido de carbono.

Los transbordadores

La empresa GVB utilizará estos ferris eléctricos en tres rutas muy transitadas del Canal del Mar del Norte, que transportará más de 350.000 coches al año. Estos transbordadores funcionarán de forma continuada de día y noche.

Un dato importante es que tan solo tendrán tres minutos para cargar las baterías después de cada trayecto de ida y vuelta de 20 minutos. Además, estos nuevos ferris tienen capacidad para transportar hasta 400 pasajeros, 20 coches o cuatro camiones.

El sistema

En este proceso de renovación de la flota, la compañía de transporte contará con varios aliados. Uno de ellos es BAM Infra Rail bv, del Grupo BAM, que ha sido la adjudicataria de construir las estaciones de carga automatizadas.

La corriente continua directa de 750 V suministrada por los cargadores no puede verse afectada por las fluctuaciones de la red eléctrica con el fin de garantizar que la carga sea segura y eficiente. Aparte también hay que optimizar la vida útil de las baterías.

Para conseguir estos objetivos, BAM cuenta con ABB par proporcionarle la tecnología para convertir la tensión de la red de corriente alterna en un suministro estable de corriente CC.

ferry
Esta compañía ha entregado tres módulos de alimentación ACS880, que utilizan una conversión de potencia basada en la tecnología de transistores bipolares de la puerta integrada (IGBT). De este modo, se garantiza la salida de la corriente continua de forma estable con distorsión mínima de red, ya que reacciona a los eventos de la red y compensa las caídas de tensión.

Los ferris tienen un diseño híbrido enchufable, pero funcionarán de manera habitual con un 100% de energía eléctrica procedente de sus baterías de 680 kWh. De este modo, solo está previsto que se emplee el generador cuando la fuerza del viento sea superior a ocho.

Artículos relacionados:

El hidrógeno verde puede hacer sostenible el transporte marítimo internacional

Europa obliga a las administraciones a contratar transportes sostenibles

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.