Biodiésel a partir de residuos orgánicos animales


Se siguen investigando nuevos métodos para elaborar biodiésel. Y es de agradecer que se usen como materia prima desechos, materiales que, de otro modo, no servirían para nada y, en el peor de los casos, incluso pasarían a convertirse en un problema para el medio ambiente. Además, en este caso no se produce el dilema moral, como ocurre con los cultivos, de usarlos para combustible o para comida.

Se puede producir biocombustible obtenido a partir de residuos orgánicos animales. Algunos cálculos creen que puede convertirse en una importante alternativa para el sector eléctrico de un país como México, pudiendo llegar a generar, al menos, el 15% del consumo energético para 2030.

La propuesta es plantear un desarrollo tecnológico sostenible que utilice los residuos originados a partir de la grasa animal (la grasa de las vacas y los cerdos, fundamentalmente) que provengan de los desechos municipales como fuente para elaborar biodiésel.

La transformación de la grasa a biodiésel se lleva a cabo mediante una reacción química denominada transesterificación enzimática, empleada luego de extraer los lípidos excedentes del ganado. De este modo, se solucionaría el problema del agotamiento de los recursos para producir energías fósiles, al tiempo que no se estarían usando cultivos que podrían usarse para alimentar a la población.

La investigadora Georgina Sandoval Fabián, del Centro de Investigación y Asistencia en Tecnología y Diseño del Estado de Jalisco (Ciatej), apuesta por esta fuente de energía renovable y limpia. El proceso usa catalizadores (que aceleran la reacción) biológicos llamados lipasas, que son obtenidos a partir de microorganismos, plantas y tejidos de los animales en condiciones naturales. Estas enzimas son biodegradables. Así, todo el proceso se produce sin dañar el medio ambiente, además de suponer un importante ahorro en el coste de producción y de aumentar el rendimiento del biodiésel.

La científica recordó el proyecto que se está llevando en su país que elabora biodiésel a partir de materias primas baratas como los aceites de desecho de restaurantes, algo que abarata los costes.

4 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *