ZEM2ALL, movilidad cero emisiones en Málaga
El transporte es el sector que más energía consume en España. En el mundo, genera casi el 40% de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI). Por tanto, es necesario tomar medidas concretas en el sector para cumplir los objetivos 20-20-20 que ha marcado la Unión Europea (para 2020: 20% reducción consumo, 20% renovables, 20% reducción de GEI).

Para reducir esas emisiones a partir de la movilidad sostenible, se ha puesto en marcha el proyecto ZEM2ALL (Zero Emissions Mobility To All, Movilidad cero emisiones para todos), una iniciativa para conocer cómo será la movilidad en la ciudad del futuro, hoy. Este movimiento se pone en marcha en Málaga, una ciudad pionera que ha participado en importantes iniciativas tecnológicas, como Smarticity, Green eMotion, EnerAgen, energycities, Luci, covenant of mayors o managenergy.

ZEM2ALL está impulsada por importantes empresas de la automoción, como Mitsubichi, o de la energía, como Endesa, entre otras. El proyecto probará el uso intensivo de vehículos eléctricos para analizar los hábitos de uso de los clientes, de modo que se puedan desarrollar otros servicios útiles asociados a la movilidad eléctrica. En concreto, será interesante conocer cómo implantar una red de puntos de recarga de vehículos eléctricos para que los ciudadanos puedan usar sin miedo coches, motos y furgonetas que no emitan contaminación.

Endesa es la empresa encargada de instalar y gestionar los más de doscientos puntos que se ubicarán en la capital malagueña. Habrá dos tipos de puntos de recarga: la convencional y la recarga rápida. La primera se destina a clientes domésticos y a empresas, mientras que la rápida está pensada para momentos en los que es necesario realizar la recarga en poco tiempo.

La carga rápida emplea una mayor intensidad eléctrica y, además, entrega la energía en corriente continua, obteniéndose una potencia de 50 kW. Con esta potencia, se suministra entre 60 y 100 kilómetros de autonomía en 10-15 minutos. Para cargar del 0% el 80% de la batería de un vehículo eléctrico, se requieren unos 30 minutos. ZEM2ALL dispondrá de 23 surtidores de carga rápida instalados en la calle.

Además, los usuarios de ZEM2ALL contarán con una serie de ventajas, como plazas de aparcamiento en la vía pública reservadas exclusivamente para vehículos eléctricos, acceso exclusivo al centro histórico de Málaga, descuentos en zonas de aparcamiento SARE y en aparcamientos subterráneos del Ayuntamiento y bonificación de un 75% en el impuesto sobre Vehículos de Tracción Mecánica.

Málaga se convertirá, por tanto, en la ciudad del futuro en cuanto a movilidad urbana. Ojalá pronto la imiten otras ciudades.